COMPARTIR ESTE POST

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on email

Muchas son las cosas que se suelen tener en cuenta para poder optar a un puesto de trabajo en la empresa a la que hemos enviado el curriculum vitae, donde es conveniente como en otras ocasiones hemos contado que se adjunte una carta de presentación pertinente a dicho curriculum vitae, para demostrar así el interés que se tiene en formar parte de dicha empresa. De lo que no os habíamos hablado hasta este momento, es de otro documento el cual también es de interés si se posee adjuntarlo al curriculum vitae, que es la carta de recomendación, y que da cierta consistencia a toda la documentación que se entrega con el fin de encontrar un trabajo.

Carta de recomendación

Son formatos eficaces que se tienen en cuenta para la selección de personal en el cual se hablan por parte de una tercera persona de las cualidades que tiene el candidato con el fin de allanar el camino a esa persona para formar parte de esa empresa. Contra mayor relevancia tenga la persona que escriba esa carta de recomendación, mayor será la importancia que  pueda darle aquella persona o compañía que tenga interés en ampliar el número de empleados y que ese candidato sea quien se diferencie a partir de la carta de presentación.

Redactar dichas cartas debe ser un proceso medido que no debe ser difícil y tampoco que ocupe mucho tiempo de quien la redacte, ya que de ser así, cabrá la posibilidad de que este pierda el interés en la redacción o directamente decida que no quiere redactarla, por lo que debe ser clara y concreta con las intenciones que se buscan.

La primera parte de esta carta de presentación, es la identificación, en la cual se dirige a la persona encargada de la selección de personal, el cual siempre es bueno saber su nombre propio y el cargo que ostenta.

En el siguiente párrafo, el cual es el más importante, se habla de la identificación de la persona que es recomendadora, donde de identifica su nombre y el cargo que le acredite, de forma que d esta forma se le puede dar mayor relevancia, pero debe evitar ser pedante en dicha presentación.

El contexto, es aquella parte donde se destaca la actividad o trabajo desempeñado por la persona recomendada, siempre vista desde un punto externo y donde se especifica de forma clara y precisa los términos positivos y características personales del recomendado, sin tener que llegar a exagerar ya que no procede.

La recomendación, es la tercera parte a tener en cuenta a la hora de redactar la carta de presentación, donde a través de una frase de apoyo a la captación de la persona en la nueva empresa donde se destacan los aspectos positivos que puede suponer la incorporación de esa persona.

La última parte, el cierre, es donde se realiza un cordial saludo y se le menciona que si tiene cualquier duda, consulte sin dudarlo para darle apoyo si lo necesita. y se despide firmando dicha carta de recomendación.

 

Fuente imagen: principiodeuncomienzo.files.wordpress.com 

TE PODRÍA INTETERESAR